La alimentación de un miniproyector es igualmente importante desde el punto de vista de la portabilidad. Hay muchas diferencias en esta área Lo que se puede decir en general es que los picoproyectores son los más “portátiles”, ya que se alimentan en la mayoría de los casos de una batería recargable o de un puerto USB (es decir, de nuestro ordenador). Por el contrario, en la mayoría de los casos, los proyectores de mano necesitan estar conectados a la red eléctrica, aunque hay algunos modelos buenos alimentados por pilas, pero en resumen, las diferencias son las siguientes:Picoproyectores: batería recargable de 1800-5200 mAh, autonomía de 90-180 minutos, o alimentación a través del puerto USB.Proyectores de mano: alimentación a través de la red eléctrica o, más raramente, batería de unos 8000 mAh con una autonomía de unas 2 horas.