Esta es la función más buscada en un enfriador de agua: dispensar agua fresca. Se puede encontrar en todas las máquinas de agua del mercado porque hace feliz a la gente durante el verano. Con un suministro de agua fría La operación no es técnicamente muy compleja, ya que el enfriador de agua se basa en el principio de un congelador en su refrigerador. El agua se refresca al instante. Esta técnica, conocida como “expansión directa”, evita el estancamiento de agua en un tanque y ofrece una mayor capacidad de enfriamiento. Con este dispensador de agua fresca, ya no es necesario mantener un stock de cubitos de hielo en la nevera: ¡saciar la sed con un gran vaso de agua fresca está al alcance de la mano! El agua que sale del grifo de la máquina suele estar entre 8° y 12°, una temperatura ideal en caso de calor extremo.